junio 11, 2007

Las ratas son listas

Ayer fue día de polaca. Se llevó a cabo la elección del nuevo presidente municipal del PAN en Manzanillo. Entre los 3 candidatos estaba mi padre.

Debo decirles que es una joda ir a esas reuniones donde bien lo mínimo puede medio día. Y ayer no fue la excepción. Para no aburrirlos les voy a resumir las cosas más importantes. En estas votaciones el ganador es aquel que tenga más del 50% de los votos. Aquí lo malo es que si un candidato no reune ese porcentaje en la primer ronda, se van a la segunda ronda descartando al que haya tenido menos votos. Y esto nos lleva a que el candidato más débil se una a cualquiera de los otros dos. Y exactamente eso paso ayer, mi padre ganó en la primer ronda con el 45% de los votos pero como la regla dice, tenían que irse a la segunda ronda, así que fue superado por la alianza entre los otros dos candidatos.

Yo ya veía venir algo así pero no quice desanimar a mi pá. Y es que en todo el país el partido acción nacional está cambiando, ya no es como antes. Antes estaba formado por más idealistas que gandallas. Ahora, cuando por fin los gandallas saben que en el PAN pueden ganar, porque ya tiene presencia, ya tiene PODER, es cuando se vienen a registrar.

"Las ratas cuando su barco está a punto de undirse, lo primero que hacen es pasarse a otro más nuevecito".

Para mi padre, creo que ya está por terminar su vida política. Que mejor para él y que mejor para los que lo queremos y sabemos como se desgasta tratando de hacer la diferencia mediante el medio político. Los que estuvimos cuando lo traicionó su mejor aliado, los que estuvimos en sus victorias (diputado local 2 veces en 9 años y ahora síndico municipal), festejamos sus reformas de ley que realmente beneficiaron a Colima (aunque otros se hayan adjudicado el mérito), los que estuvimos ayer para darle un abrazo acompañado de palabras de aliento y por supuesto los que estaremos cuando se retire de la polaca.

Créeme padre que ya has hecho mucho, has logrado que tu hijo te admire y te idolatre. Pero hay cosas que no se pueden evitar como lo es una marabunta de ratas hambrientas siguiendo con su olfato el olor de un rico PAN.

2 comentarios:

Kare dijo...

No hay mejor concepto para definir a los políticos oportunistas, es una pena, que alla tan poca gente deseando hacer realmente algo por los demas. Que chido

Romina Power dijo...

"una marabunta de ratas hambrientas siguiendo con su olfato el olor de un rico PAN."

No manches qué buena frase, ¿no has pensado enpublicarla, ejem creo que es lo que acabas de hacer, pero me refiero, a un medio impreso, que los mandes a todos a la goma... chales, y eso que soy bolillista.

Cuideseme =D